.
.

21 agosto 2011

SIN EL ANDAMIO DE TUS OJOS





Por Lumpempo




Tiemblan los horarios
van en sismo en su epicentro y me derrumban
y soy apenas indigente buscando el cobijo de tu nombre.
Nací en un febrero y aprendí que no se llora
que es mejor la blasfemia
dar vueltas a la esquina
o recoger las carcajadas en los quicios de las puertas
pero no llorar
aunque hoy amaneció tu voz en mi ventana
fue como descorrer cortinas
dejar que entraran las libélulas
o la niebla que empaña la orilla de las playas
era tu voz que traía mi nombre
me hablaba de la ausencia
y mis manos son vacío de historias y caricias.

Soy un cuerpo sin el andamio de tus ojos
un despojo del día asomándose al camino
que busca la lluvia que inunda los veranos
y mis pupilas se llenan de cristal reflejo de vocales
(no debo mencionar las lágrimas
porque vienen los fantasmas ataviados con faldas y con trenzas)
pero levanto el puño de mi mano para limpiar el rostro
que mis ojos se deshidratan por el calor de tus palabras
no lloro
te estoy amando.

10 comentarios:

jess dijo...

¿Será que los acuarios, en general aman de esa manera tan nostálgica?

.....

Digo, para hacerme a la idea de que no soy un caso en contrario.

Ja!!

Lindo, lindo LUMPENPO!!!

Eneida M.B dijo...

Yo también soy acuario, que romanticismo tan sumamente genial.
Te sigo

Diana Ƹ̴Ӂ̴Ʒ dijo...

Sentido poema, de un amor que se quedó en el recuerdo y que aun se añora.

Muy lindo!

Saludos,
Diana

Mafalda dijo...

...

Mucho tiempo sin pisar éste lugar y me encuentro a mi poeta.
Me encantan tus letras.

Saludos mi Lumpempo.

Mafalda

la MaLquEridA dijo...

Buen poema Poeta querido, pero de vez en cuando hay que llorar o recoger más risas.


Beso-

QUANTUM dijo...

En alguna parte leí:

"que las cicatrices nos muestran que el pasado fue real"

LUMPENPO, es de noche, disfrute de un chocolate caliente.

QUID Editorial dijo...

Muy bueno tu poema, me recuerda a mi propio estoicismo.

MauVenom dijo...

O_o ... Wow

Que hermoso estás esto, amigo poeta.

Casi, casi, me dieron ganas (por un momento) de entrar en la maraña del enamoramiento... quizá, en el fondo, la posibilidad de que uno pueda ser amado así.

Hoy ha llovido en el desierto.

Un gran abrazo.

marichuy dijo...

Lumpenpo

Qué bellos y sentidos versos, aun cuando hay un dejo de melancolía en ellos. Recordar lo que hemos sido y cómo eso, a querer o no, ha influido en nuestro derrotero amoroso, siempre es un poco melancólico. Pero el resultado es hermoso.

Un abrazo

LUMPENPO dijo...

Eso de andar a destiempo a veces, eso de no convenir con la vida y regresar en el momento justo, en fin... gracias por leer a este náufrago que a deriva anda, gracias por llevarse un poco de estas letras que quieren ser poesía. Gracias a todos.